Historia

Nuestros productos y servicios

En 1925 fue fundada nuestra fábrica de toneles, por D. Miguel Salas Carmona, con una plantilla de entre 15 y 20 trabajadores, y con una producción de 5 a 6 bocoyes de 650 litros en madera de castaño y roble español, fabricadas de forma totalmente artesanal.
La producción de estos bocoyes servían a las necesidades de las bodegas locañes, para la crianza y transporte de sus vinos.
Sus cuatro hijos, D. Diego, Miguel, Manuel y Juan Luis continuaron el oficio, modernizando y ampliando la tonelería. Los cuatro hermanos rompieron con el localismo, comenzando a producir también para las bodegas del marco de Jeréz de la Frontera, y desde allí dar el salto a la exportación de botas para la crianza de whisky en Escocia y Japón. En la década de los 90, nuestra tonelería accede al mercado del vino tinto, llegando a posicionarse y ser una referencia de calidad en la Rioja, Ribera del Duero, Ribera del Guadiana y La Mancha.

Hoy día, la tercera generación de toneleros de la familia Salas, mantiene viva una tradición y una manera de hacer las cosas, que garantiza a nuestros clientes que reciben un producto con maderas de primera calidad y con el buen hacer que la experiencia nos ha enseñado.